Para que tu cena sea un éxito

6 vinos para 6 cocinas en San Valentín

Una cena romántica nunca es lo mismo sin un vino que se adapte al tipo de comida que vamos a tomar. No titubear en la elección en el restaurante es clave del éxito de un momento muy especial.

Redacción

Fotografías:

Actualizado
11/02/2016



Nos hacemos eco de una propuesta del Club Vinoselección en la elección de los mejores vinos adaptados al tipo de comida que podemos tomar en una cena romántica, no es necesario que sea sólo en San Valentín. Jaime Bermúdez, director técnico y enólogo del Club, ha seleccionado de entre todas ellas un champagne, un cava, dos tintos y dos blancos para maridar con platos de seis cocinas del mundo y sorprender en esta fecha tan especial:

Bollinger especial cuve

Bollinger especial cuve

Bollinger Special Cuvée, para una cena tailandesa

Para una cena tailandesa, una cocina caracterizada por el uso del picante y, sobre todo, de las especias, una buena propuesta es el Bollinger Special Cuvée, que limpiará el paladar entre cada bocado. Un champagne de una de las casas más prestigiosas de esta región francesa que encierra toda la magia y tipicidad de un gran champagne.

Elaborado a partir de los vinos del año y de una proporción mayoritaria de vinos de reserva –la verdadera singularidad del Bollinger-, este champagne es de burbuja finísima y marida a la perfección con la cocina tailandesa por la facilidad del carbónico para limpiar sabores. Un acompañante ideal de los platos típicos tai con el que disfrutar, tanto de las notas del champagne como de las de la comida.

Gramona Imperial Brut Gran Reserva 2010, el mejor acompañante de la cocina mexicana

Caracterizada por el picante que le aporta el uso de chilis y jalapeños, la gastronomía mexicana combina a la perfección con cavas y champagnes. Por eso, el enólogo ha elegido el Gramona Imperial Brut Gran Reserva 2010 para disfrutar de un menú 100% mexicano. Un cava que permite disfrutar de todo el sabor y los matices de esta cocina y también de las notas características del cava. Un clásico elegante, con un periodo de crianza de entre tres y cuatro años, que presenta aromas a fruta madura, notas de heno y hierbas aromáticas.

Pazo de Santo Mauro

Pazo de Santo Mauro

Pazo de San Mauro 2014, en armonía con una cena japonesa

Productos del mar, nigiris, sushi, sashimi, etc. Platos de la cocina japonesa que requieren, en opinión de Jaime Bermúdez, “una línea de vinos en la que predominen las frutas y la floralidad, como en los albariños”. Por ello, para lograr una cena perfecta, el enólogo recomienda maridarlo con Pazo de San Mauro 2014, un albariño con sabor a historia del Grupo Vinícola Marqués de Vargas. Un monovarietal que es el resultado de una meticulosa selección de las mejores uvas de su finca.

Fino e intenso en nariz, presenta aromas de fruta blanca madura, notas almibaradas, hierbas aromáticas, hinojo y una agradable punta salina que acompaña a la perfección los platos típicos de la cocina nipona. Debe servirse a su temperatura perfecta.

Almirez 2013, con una original cena chifa

La cocina chifa, de tendencia a nivel internacional, surge de la fusión entre la cocina china y la peruana. En ella sobresalen, entre otros, platos como el arroz chaufa, el ají de gallina o los chicharrones. Propuestas que encuentran su maridaje perfecto en un tinto de Toro como el Almirez 2013. Un monovarietal de tinta de Toro que procede de los frutos de los viñedos que Teso La Monja posee en Valdefinjas y Toro, algunos de ellos con más de 60 años.  Estructurado, con personalidad y cierta presencia de fruta y algo de madera, se convierte en el perfecto acompañante de una cena romántica chifa.

Viña Real Reserva

Viña Real Reserva

Viña Real Reserva 2011, en la mesa tutto italiana

El enólogo recomienda Viña Real Cuvée Reserva 2011, un Rioja en la línea de los Barolo italianos que, por su alta expresión y elegancia, ensalza los sabores de cualquier elaboración de la gastronomía italiana, especialmente los que van con quesos y cremas que equilibra.

Un vino elaborado en exclusiva para el Club y diseñado con uvas procedentes de Rioja Alavesa, vendimiadas de forma manual y envejecido en una sala de barricas muy especial, ya que Viña Real cuenta con dos colosales túneles perforados en la misma roca del Cerro de la Mesa y destinados al reposo de los vinos.

Un tinto con aromas a fruta roja y negra madura en perfecta armonía con las notas propias de su crianza en roble, como vainilla, clavo, regaliz, cacao y pimienta negra.

Enate Gewürztraminer 2014, perfecto con una cena hindú llena de matices

Rica en aromas y sabores, la gastronomía india ha conquistado a todo tipo de paladares. Cada vez son más las personas que se animan a preparar en casa platos de esta cultura, incluso para celebrar San Valentín. En este caso, para hacer Jaime Bermúdez ha hecho el maridaje por contraste en vez de por asociación. La cocina india es especiada y algo picante, por eso la variedad gewürztraminer, rica en aromas especiados (pimienta blanca), con notas de frutas tropicales (lichis) y un sutil toque a agua de azahar, es la compañía perfecta de este tipo de gastronomía.

Un vino que ayuda a contrarrestar sabores típicos de la culinaria de este país, donde destaca la abundante presencia del cilantro y el comino, entre otras especias. Por eso, el enólogo propone Enate Gewürztraminer 2014, un blanco nacido en las tierras del Somontano.

NOTICIAS RELACIONADAS

DÉJANOS TU COMENTARIO
 
Marca la casilla bajo estas líneas antes de enviar tu comentario.
Utilizamos este sistema para evitar comentarios automáticos de publicidad.
 
Volver arriba