Frutas, verduras, carnes y pescados
12 alimentos para adelgazar y comer sano
En breve, con el buen tiempo descubriremos que durante el invierno hemos cogido varios kilos de más. Os presentamos 12 alimentos que harán que recuperes la línea sin dejar de comer productos saludables, para así estar perfectos para el verano.
Jesús Sánchez Celada

Jesús Sánchez Celada

Fotografías:

Traducción:

Actualizado
21/02/2018



No vamos a empezar este artículo maldiciendo los excesos. Nos gustan los excesos de vez en cuando, diría que son incluso necesarios en ocasiones especiales, sin embargo tras el invierno es frecuente descubrir que, sin apenas darnos cuenta, hemos cogido de media unos cuatro kilos. Para perderlos es mejor comer bien que hacer dieta. Por ellos, os proponemos 12 alimentos que nos ayudarán a conseguir volver a nuestro peso habitual, y casi ni lo notaremos, porque son alimentos saludables, pero muy sabrosos.

FRUTAS: apuesta por las que tengan mucha agua

Una de las características principales de las frutas es que nos proporcionan sensación de saciedad, aportando muy pocas calorías a nuestro cuerpo. Además contienen excelentes y saludables propiedades muy beneficiosas para el organismo. Os presentamos tres de ellas:

Pomelo

Pomelo Pomelo

Es probable que en muchas de las dietas podáis ver el pomelo como uno de los ingredientes a consumir. Además de excelentes nutrientes como fibra, calcio, vitamina C, magnesio y potasio, el pomelo engoda tan solo 26 kcal. por cada 100 gramos, por lo que es un alimento muy recomendable para nuestra causa. Recomendamos hacerlo en zumo y tomarlo por la mañana, en ayunas.

Sandía

Un alimento perfecto para adelgazar comiendo saludable. Cada 100 gramos contiene tan solo 15 kcal. Su éxito es su alta composición en agua que, además, ayuda a eliminar líquidos. Puedes meterla en la licuadora con un poco de hielo y crearás un maravilloso refresco.



Melocotón

Además de engordar muy poco, en cada 100 gramos existen 30 kcal, lo que hace del melocotón un superalimento plagado de beneficios como, por ejemplo, su alto contenido en fibra o en vitamina C (una pieza mediana aporta más del 15% de las necesidades diarias de esta vitamina para el organismo). Una excelente opción para el postre de una comida.

VERDURAS: muy saludables las verdes

No vamos a descubrir a estas alturas la importancia de incluir verduras en nuestra dieta. Es imprescindible consumirlas diariamente para mantener un buen equilibrio orgánico. Tanto para los más pequeños, cómo los más mayores o los más medianos, hay que comer verdura.  Aquí van tres que, además, están deliciosas:

Brócoli

Trozos de brócoliTrozos de brócoli

Sin duda uno de los considerados superalimentos. Además de no engordar practicamente nada (30 kcal. por 1/2 brócoli, aprox.) contiene, entre otros beneficios, vitaminas A, C y E, aminoácidos, zinc y potasio. Ayuda al corazón, huesos, vista, piel… un alimento para no perderse. Recomendamos comerlo hervido y luego salteado con un chorrito de aceite de oliva y una pizca de sal.

Espinacas

El alimento de Popeye es otro de los tops en cuanto a adelgazar de forma saludable se refiere. Con un muy bajo aporte calórico, contiene mucha fibra y es una excelente opción para perder peso. Rehogadas con un poquito de jamón serrano y un diente de ajo, son una delicia.



Alcachofas

Un claro ejemplo de un alimento imprescindible en las cocinas de los grandes restaurantes y, a la vez, saludable en extremo. Están básicamente formadas por agua y son conocidas por sus capacidades depuradoras. Contienen fibra, eliminan toxinas y ayudan a eliminar malesm cómo el ácido úrico, el reuma y problema en la vesícula biliar. Existen mil recetas con alcachofas, desde en ensalada, a la plancha, gratinadas al horno,…

CARNES: cuanto más magras y menos grasas, mejor

No pienses ni por un solo instante que para adelgazar deberás excluir la carne de tu dieta. No es cierto. Las carnes magras serán unas buenas aliadas para mantener una alimentación equilibrada, debido a su poco índice de carbohidratos. Pura proteina. Aquí tenéis tres perfectas para nuestro propósito:

Pollo

Conejo en escabecheConejo en escabeche

Un clásico de la comida sana. Las partes más adecuadas del pollo y que, por lo tanto, contienen menos grasas, son la pechuga y los muslos, despojadas de su piel y cocinadas al vapor o a la plancha con una guarnición de verduras y un chorrito de aciete de oliva virgen extra, te aportarán energía sin apenas grasa.

Pavo

No nos confundamos, el pavo no sabe igual que el pollo. Esta excelente carne tiene otro sabor, otra jugosidad y las mismas excelentes propiedades. Un filete de pechuga de pavo a la plancha es un plato exquisito. Puedes probar a adobarlo con un poquito de pimentón, para así añadirle algo de gracia.

Conejo

Fibra, muy poca grasa, vitaminas del grupo B y más vitamina E que la mayoría de las carnes, por no hablar de un sabor espectacular, son algunos de los beneficios de esta carne. Pruébalo en un buen guiso con vino blanco y verduras de temporada, o también puedes hacerlo en escabeche.

PESCADO: en todo momento, una buena alternativa

No todos los pescados entran en nuestra lista, pero los que sí lo hacen son piezas básicas para una dieta sana y equilibrada. Evita los pescados grasos, como el salmón, y busca pescados blancos, que no contienen prácticamente carbohidratos ni grasa (aproximadamente un 3% de grasa por cada 100 gramos).

Lenguado

Este sanísimo pescado, con un gran valor en vitamina B y sin apenas calorías, es una opción excelente entre los pescados, por su exquisito sabor. Recomendamos cocinarlo al vapor o a la plancha.

Merluza

Kokotxas de merluza al pil pilKokotxas de merluza al pil pil

La clásica merluza no podía dejar de aparecer en esta lista. No es un clásico sin motivos: excelente sabor, muchísima versatibilidad en su cocinado, grandes cantidades de vitamina B, además de ser rica en proteinas y minerales como el potasio, el fósforo, el magnesio, el zinc, el hierro y el yodo. Puedes elaborarla al vapor, al horno, a la plancha o hacer una magnífica crema de verduras y merluza.

Marisco

Una gran alternativa. Sin apenas grasas ni carbohidratos, una buena mariscada saciará, encantará y, por si fuera poco, contribuirá a cuidar nuestro organismo. No se puede pedir más…

NOTICIAS RELACIONADAS
DÉJANOS TU COMENTARIO
 
 
Marca la casilla bajo estas líneas antes de enviar tu comentario.
Utilizamos este sistema para evitar comentarios automáticos de publicidad.