DISEÑO Y SEGURIDAD EN LOS RESTAURANTES DEL UNIVERSO REPSOL

Guía Repsol y el diseñador Juan Duyos vuelven a colaborar, en esta ocasión, con el diseño de unas pantallas protectoras faciales, que garantizan la higiene y la seguridad sin renunciar a la conexión y cercanía con los clientes

5 de julio de 2020

 

Nunca habíamos echado tanto de menos una sonrisa. La importancia de verse las caras se revela esencial en la nueva etapa que emprenden los restaurantes tras su reapertura. En Guía Repsol saben que los gestos son esenciales para generar complicidad con los clientes en la Sala. Por eso, han diseñado con Juan Duyos unas pantallas protectoras que no oculten lo felices que están los Soles Guía Repsol de volver a encontrarse con sus clientes.

Las tendencias no están reñidas con la seguridad, así lo evidencia el diseño orgánico de Juan Duyos, que conecta el paisaje natural y la cocina a través de esas hierbas aromáticas mediterráneas que tenemos tan grabadas en la memoria gustativa. “Al igual que estas hojas -romero, perejil, cebollino, laurel, orégano, albahaca, salvia, estragón- aportan un punto diferenciador a los platos, las pantallas de Repsol sirven para mirar con optimismo a la cara de los clientes y transmitir calidez y cercanía”, explica María Ritter, directora de Guía Repsol. Además, apunta que “en esta etapa de las reaperturas se tiene que sentir la alegría de volver en cada detalle; por eso pensamos en estas pantallas amigables que evidencian que la seguridad no está reñida con el diseño. Una de las preocupaciones de los restaurantes de Guía Repsol es conseguir la máxima seguridad para los comensales pero sin que la experiencia se resienta y esperamos poder contribuir en mejorar ese instante del cara a cara”.

Las tendencias no están reñidas con la seguridad

Por su parte Juan Duyos explica que “Queríamos poner una nota de alegría a este momento difícil. Hemos consultado con destacados cocineros que nos han transmitido que para ellos, las pantallas eran el sistema de protección más amable en el reencuentro con los comensales. He buscado un diseño que estéticamente tuviera que ver con su universo y fuese un link entre la cocina y la mesa”.

El universo de más de 1.400 restaurantes de Guía Repsol (Recomendados, 1 Sol, 2 Soles y 3 Soles Guía Repsol) de toda España recibirán estas pantallas protectoras faciales. El objetivo es mantener el equilibrio entre transmitir higiene y seguridad, sin perder la conexión emocional con el cliente, que es una de las preocupaciones de los restaurantes en la reapertura.

El objetivo es mantener el equilibrio entre transmitir seguridad sin perder la conexión emocional con el cliente

Jesús Sánchez de ‘El cenador de Amos’ (3 Soles Guía Repsol) tiene claro que para el servicio de sala, “las pantallas faciales transparentes son las más amigables”. Lo mismo que Eduar Xatruch, Mateu Casañas y Oriol Castro, ‘Disfrutar’ (3 Soles Guía Repsol), partidarios del uso de mascara facial para el servicio de sala porque es más «cálido para dirigirse a los comensales y permite que fluya la gestualidad, esencial para que se produzca la conexión”.

Iván Cerdeño de ‘El Cigarral del Ángel’ (2 Soles Guía Repsol) dice que “poder vernos la cara y la sonrisa es muy importante y la pantalla permite que nos veamos las caras cuando estamos tratando con los clientes”. Para Javi Estévez de ‘La Tasquería’ (1 Sol Guía Repsol) “verse las caras con los clientes cuando estás explicando los platos o la cocina es algo necesario”.

Las pantallas de Repsol sirven para mirar con optimismo a la cara de los clientes

Pepe Solla de ‘Casa Solla’ (3 Soles Guía Repsol), Lucía Freitas de ‘A Tafona’ (2 Soles Guía Repsol), Begoña Rodrigo de ‘La Salita’ (2 Soles Guía Repsol), Manuel Domínguez de ‘Lúa’ (2 Soles Guía Repsol) y Rebeca Barainca y Jorge Asenjo de ‘Galerna’ (1 Sol Guía Repsol) también tienen claro la importancia de mantener la cercanía con el cliente, respetando siempre la seguridad, pero sin perder la conexión y la complicidad que se da alrededor de una mesa entre el cliente y el restaurante.

“Las pantallas protectoras permiten ver la expresión y en estos momentos es esencial una sonrisa y un gesto amable. Son reutilizables y permiten empatizar con el cliente”, asegura la chef Mª José San Román de ‘Monastrell’ (2 Soles Guía Repsol).

Jesús Sánchez Celada

Jesús Sánchez Celada es Periodista gastronómico y director de la revista Con Mucha Gula. Su contribución al periodismo gastronómico va más allá de Con Mucha Gula, consolidándose como figura multifacética en el panorama... Ver más sobre el autor