El origen de la tortilla de patata: 3 teorías sobre su autoría

El origen de la tortilla de patata: 3 teorías sobre su autoría

¿Qué sería de la cocina española sin la tortilla de patata? Hoy os enseñamos algo más sobre nuestra receta más popular.

Redacción09/03/2022

Es una de las joyas de nuestra gastronomía, uno de nuestros platos más internacionales. Un clásico en todos los restaurantes de España y una petición fundamental para cualquier extranjero que visite nuestro país, pero … ¿sabes quién inventó la tortilla de patata?

Tortillas hay muchas. Las hay con el huevo cuajado, otras sin cuajar, las hay con cebolla o sin ella, auténticos ladrillos secos e incomestibles y verdaderas obras de arte jugosas y sabrosas. Ferrán Adriá nos sorprendió hace no mucho con una tortilla de patatas de bolsa.. ¡hay incluso tortillas de patata sin huevo! Es difícil saber cuál es la tortilla de patata perfecta (aunque la de Sacha se acerca mucho).

Pero como en todo, hubo una primera vez.

Una primera tortilla que abrió paso a las demás.

La famosa Tortilla de Sacha

3 teorías sobre quién inventó la tortilla de patata

Como sucede con el lugar de nacimiento de Colón o quién construyó las pirámides de Egipto, existen diferentes teorías sobre el nacimiento de la tortilla de patata.

La más antigua se sitúa en torno a 1604 y le atribuye el mérito al cocinero Lancelot de Casteau. Este cocinero belga sirvió sus menús a nada más y nada menos que tres obispos y es el autor de la famosa obra culinaria “Ouverture de cuisine

La segunda teoría nos transporta a la Primera Guerra Carlista, allá por 1817. Allí, según se dice, una visionaria cocinera cocino al general Zumalacarregui una receta con lo único que tenía a mano: patatas, huevos y cebollas. Una teoría que escandalizará a los amantes de la tortilla de patata sin cebolla.

Por último, la tercera de nuestras teorías nos lleva a tierras extremeñas, más concretamente a la Villanueva de la Serena de 1798, dónde el libro “La patata en España: historia y agroecología del tubérculo andino” sitúa su origen.

Venga  de dónde venga esta maravilla de la cocina solo hay una cosa que podemos decirle al creador de la tortilla de patata: GRACIAS.