Hamburguesa de pavo con virutas de bacón

Una hamburguesa llena de sabor y mucho más saludable, ideal para quienes no quieren renunciar a este bocado, pero desean cuidarse.

Jesús Sánchez Celada11/03/2016
Acompañando la hamburguesa con un timbal de tubérculos fritos: plátano macho, patata y boniato, podemos convertirla en un plato único para el almuerzo o la cena.
600 gramos de carne picada de pavo 2 tomates maduros 4 lonchas de queso cheddar 4 lonchas de beicon 4 panecillos de hamburguesa 1 yema de huevo Pan rallado Perejil Maizena

Dificultad:

Fácil

Precio:

Bajo

Así lo hacemos:

Primeramente ponemos en un bol la carne picada de pavo, la yema de huevo, una cucharada de pan rallado y el perejil picado. Amasamos el conjunto hasta que todo quede bien mezclado y se cree una masa moldeable. Una vez tengamos la mezcla, damos la forma a las hamburguesas: haced bolas con la carne y aplastad con las palmas de las manos para crear las hamburguesas. Rebozar en la maicena. Reservar. Lavar con agua fresca el tomate, luego cortar en rodajas finas y colocar en un plato para montar la hamburguesa más adelante. Freír el beicon hasta que quede chamuscado, desengrasar en papel de cocina y poner en un bol. Machacar con el mortero hasta crear virutas con él. Reservar. Tostar los panecillos en la sartén (no demasiado, que el pan quede blandito) y colocar en los platos que vayamos a usar. Freír las hamburguesas, añadiendo el queso cheddar al final de la cocción y colocar la carne sobre el pan. Distribuir los demás ingredientes y espolvorear las virutas de bacón