Los zocos de La Geria configuran un paisaje singular y extraordinario