Mamaquilla, por fin un restaurante en Madrid con buena cocina latina

Mamaquilla, por fin un restaurante en Madrid con buena cocina latina

El restaurante Mamaquilla nos ofrece una selección de platos directos de Latinoamérica: frescos, sabrosos.... y muy auténticos

6 de octubre de 2023Actualizado el 6 de mayo de 2024

El restaurante Mamaquilla es una sorpresa, de las buenas. Sucede que existen ciertos tipos de restaurantes (especialmente en ciudades grandes como Madrid o Barcelona) cortados por un mismo patrón: locales bonitos, modernos y cuidados en donde se come caro y mal. Una plaga del postureo que abunda sobre todo en determinadas zonas de clase alta o barrios de oficinas. Y Mamaquilla, bien podría ser uno de ellos: ubicado en la céntrica calle de José Abascal, con una decoración vistosa y moderna, una enorme vidriera que deja ver su interior, una zona de copas y cócteles, frases motivadoras escritas con neón en la pared… carne de cañón para unirse a la plaga.

Pero resulta que no. En Mamaquilla se cocina, y se cocina bien. Y se preparan cócteles, pero de los buenos. Y el resultado es uno de esos restaurantes en los que afirmas: “volveré”.

Restaurante Mamaquilla, en Madrid

Cocina Latina con mucho sabor en Mamaquilla

La carta de Mamaquilla está dividida en diferentes apartados en los que podemos viajar a través de su interesante propuesta gastronómica, recetas latinas, frescas, sabrosas y con mucho punch. Todo elaborado con mimo y con mucho sentido. Nada de platos insulsos o plastificados: aquí prima el sabor.

La lista de destacados, a la espera de probar más platos, es larga: fundamental probar la croqueta de camarón con emulsión de chile chipotle, el bocado que nos hizo despertar la curiosidad sobre el restaurante. No es fácil hacer una croqueta tan sabrosa, tan bien ejecutada (ultra cremosa por dentro, ultra crujiente por fuera). Entra directo al top 10 del oasis croquetero madrileño. También es muy recomendable la Vieira del Pacífico, un plato que se acaba en mesa con rábano picante por encima y que es explosivo y refrescante.

Croquetas de camarón del restaurante madrileño Mamaquilla

La Gilda que se perdió en Machupichu es una versión interesante que también vale la pena probar, pero el Ceviche de Pargo está en otro nivel. Delicado pero potente, muy sabroso y con el toque adecuado de picante se sirve con clorofilas, tirabeques a la brasa, maíz tatemado y salicornia. Muy recomendable.

Seguimos, y es que como os adelantábamos la lista es larga: no te puedes ir sin probar alguno de sus tacos (te recomendamos el gobernador, de Soft Shel Crab y queso costeño ahumado) ni uno de los platos al fuego, como la entraña de vaca madurada con aguachile de ajos negros y cuitlacoche o la pesca del día, que en nuestro caso fue una riquísima corvina sobre una base de maíz.

Taco al gobernador

Y para acompañar: micheladas, margaritas, daikiris, pisco sour, tequilas y todo tipo de cócteles y licores.

Mamaquilla es un restaurante sabroso, divertido, auténtico, con una propuesta gastro muy pura y bien elaborada. Un lugar para apuntarse y repetir.

Jesús Sánchez Celada

Jesús Sánchez Celada es Periodista gastronómico y director de la revista Con Mucha Gula. Su contribución al periodismo gastronómico va más allá de Con Mucha Gula, consolidándose como figura multifacética en el panorama... Ver más sobre el autor