Menos sal y menos grasa en los productos de charcutería

21 de agosto de 2012Actualizado el 23 de marzo de 2020

Chorizos, morcillas, hamburguesas… más saludables. Ese el objetivo que persigue el Ministerio de Sanidad y para ello ha firmado un convenio, tanto con los fabricantes como con los vendedores minoristas de carne, con la intención de reducir en un 10% la sal (el sodio) y en un 5% los niveles de grasa que contienen los distintos productos derivados de la carne.

Disminuir el consumo de sal y de grasas saturadas busca reducir las enfermedades asociadas a este consumo como son, por ejemplo, la diabetes o las patologías cardiovasculares y mejorar la calidad de la dieta de los españoles, ha señalado Pilar Farjas, secretaria general de Sanidad y presidenta de la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (AESAN).

La iniciativa forma también parte de la Estrategia NAOS sobre nutrición, actividad física y prevención de la obesidad.

Un estudio elaborado por la OCDE sostiene que en España, dos de cada tres hombres tiene sobrepeso, y una de cada seis personas padece obesidad. Además, las expectativas no son muy optimistas: la OCDE adelanta que la proporción de adultos con sobrepeso aumentará en un 10% durante los próximos 10 años en el país.

Chistorra y morcilla, en el top de grasa

Los productos de charcutería suelen ser una “bomba” en grasa y también poseen un alto contenido en sal. Entre los más consumidos la chistorrra, la morcilla y la butifarra blanca son, por este orden, los que más grasa contienen:
  1. CHISTORRA: 36,6% de grasa; 8,58 g/kg de sodio.
  2. MORCILLA (embutido de sangre): 30,79 % de grasa; 8,88 g/kg de sodio.
  3. BUTIFARRA BLANCA: 22,66% de grasa; 7,52 g/kg de sodio.
  4. HAMBURGUESA DE TERNERA: 18,68% de grasa; 7,48 g/kg de sodio.
  5. HAMBURGUESA DE CERDO: 15,96% de grasa; 7,23 g/kg de sodio.
  6. SALCHICHA DE CERDO: 12,63 % de grasa; 7,46 g/kg de sodio.

Los representantes de las carnicerías y las charcuterías, agrupados en CEDECARNE, se han comprometido a impulsar las acciones necesarias para disminuir los niveles de sodio y grasa en sus alimentos. Y desde el Ministerio han enfatizado que éstos “seguirán manteniendo los rasgos del producto original”. Esta medida cuenta con un plazo de dos años para llevarse a cabo.

alicia hernández

Alicia Hernández es una destacada periodista especializada en gastronomía y viajes y redactora jefe de Con Mucha Gula. Su pasión por la buena mesa y la cocina la ha llevado a consolidarse como una referente en el ámbito periodístico gastronómico.... Ver más sobre el autor