¿Qué comen los astronautas?

¿Qué comen los astronautas?

La carrera espacial no se detiene, incluso ya se están realizando viajes al espacio comerciales... ¿quieres saber que podrás comer si estás en una de esas naves?

Lucía García Calvo30/10/2021

Todos hemos soñado alguna vez con viajar al espacio y vivir en otro planeta. Aunque en nuestra imaginación parece muy divertido, ¡es más duro y difícil de lo pensamos¡ Esto todavía es una fantasía, pero nuevos proyectos para volver a viajar a la luna y empezar a habitarla se están poniendo en marcha. Y quien sabe, lo mismo el ser humano logra llegar a Marte alguna vez. Mientras tanto, debemos conseguir que nuestros astronautas estén lo más seguros y contentos posible e intentar que al menos por unos momentos se sientan como en casa.

Pero ¿sabes qué comen los astronautas en el espacio? Sus comidas han cambiado mucho a lo largo de la carrera espacial, ya no comen de tubos o de píldoras como en muchas de las películas de ciencia ficción que conocemos. Ahora su dieta presenta forma, es variada y personalizable.

La alimentación en el espacio cambió radicalmente tras el programa ApoloLa alimentación en el espacio cambió radicalmente tras el programa Apolo

Estos productos son rehidratables, termo estabilizados o pueden encontrarse en su forma natural. Aunque cada cosmonauta puede decidir que llevar, los favoritos son:

  • La tortilla de harina porque no suelta migas.
  • La quinoa, ya que, tiene muchas vitaminas.
  • Puré de carne
  • Salsa de chocolate
  • Cereales con leche descremada en polvo
  • Barras de fruta
  • Frutos secos, galletas
  • Frutas y pescados en latas
  • Bebidas en polvo
  • Mayonesa y kétchup en bolsitas
  • Sal y pimienta líquidas
  • Guisos en bolsas

No siempre los viajeros del espacio han disfrutado de estos deliciosos platos. Antes de la era de Apolo, se tenían que conformar con diminutos snacks. Algo normal, ya que, las misiones no solían durar más de un día. Todo se consumía en pastillas y cubos como la pasta de dientes o las frutas trituradas e incorporadas en los tubos. «El programa Apolo» revolucionó el panorama, empezando a comer con cubiertos e hidratando la comida.

Estas comidas están planificadas por médicos y nutricionistas pero siempre teniendo en cuenta a los gustos de nuestros protagonistas. Se ven sometidas a numerosos controles nutricionales y microbiólogos y se empaquetan en bolsas planas con un código de barras y una pegatina de lo que contiene y para evitar que la luz acabé con el alimento. Actualmente, para comer tienen una bandejita imantada donde los cubiertos se adhieren magnéticamente para no salir volando y para beber, una pajita especial, que pueden abrir o cerrar y no deja pasar el líquido fuera.

Angel León se propone «llevar el mediterráneo a la luna» con el Deep Space Food Challenge

El chef crea una técnica que pretende alimentar a los astronautas que están en el espacio.

Redacción18/08/2021

El universo es algo desconocido para los terrícolas. El futuro de la carrera espacial pasa por alargar los periodos y misiones fuera de la Tierra para conseguir explorar el más allá centrando actualmente los esfuerzos en el planeta rojo. Esto provocará que los astronautas estén durante mucho tiempo lejos de la Tierra, lo que impedirá enviarlos comida, como sucede ahora con los técnicos de la Agencia Espacial Internacional, y tendrán que llevar todos sus alimentos a bordo.

Los astronautas cada vez van a estar más tiempo en el espacioLos astronautas cada vez van a estar más tiempo en el espacio

Ángel León ha sido el creador de esta técnica, que está formada por colágeno extraído de escamas de pescado, plancton liofilizado y agua. El objetivo de la creación es alimentar a los astronautas que van a viajar hasta la luna. Algo realmente importante, ya que, la carrera espacial está en su esplendor y se pretende crear un sistema alimentario novedoso que permita la permanencia de las expediciones en el espacio durante periodos de varios años.

La idea es que esta elaboración, ya cocinada, y con un alto nivel nutritivo puede ser regenerada y ser una fuente de alimentación a partir de productos del mar de un alto contenido de Omega 3 en una misión espacial. La despensa de mar es casi tan desconocida como el espacio, de esta manera, podremos obtener de ella ayuda por otras tantas cuestiones en el futuro. Este proyecto muestra que los productos marinos son la solución no solo para problemas presentes, también para futuros.

Cada vez hay más avances y se intentan nuevas formas de llegar a distintos lugares del universo. Cada vez hay más avances y se intentan nuevas formas de llegar a distintos lugares del universo.

Deep Space Food Challenge

Es un concurso para alimentar astronautas de carácter internacional impulsada por las agencias espaciales de la NASA y la CSA, para intentar crear un sistema novedoso de alimentos nutritivos, sabrosos y seguros para alimentar a la tripulación espacial del futuro. Es decir, para conseguir una forma de alimentarse distinta del envío de comida desde la Tierra. De forma que, ellos tendrán que llevar casi todo lo que necesiten. La técnica inventada por el cocinero español es una de las candidatas en la competición

Restaurante Aponiente y chef Ángel León

Con el proyecto, este restaurante pone de manifiesto su compromiso por el futuro defendiendo una alimentación que va más allá del producto en sí convirtiéndose la sostenibilidad y el aprovechamiento en claves para el desarrollo de la humanidad en este ámbito. El local está ubicado en el antiguo molino de mareas del siglo XIX, en el corazón del Parque Natural Bahía de Cádiz en el Puerto de Santa María. El área está habitada por vida marina y sujeta a cambios climáticos constantes.

El universo es un misterio para la humanidad.El universo es un misterio para la humanidad.

El chef del establecimiento es Ángel León, que se encarga de recuperar el entorno para dar un futuro mejor a las generaciones venideras. A través de su gastronomía, promueve la defensa del medio ambiente. Sus señas de identidad son: la pesca sostenible y la utilización de productos que se han considerado de descarte; sin olvidarse de la innovación, creatividad y honestidad que presenta. El genio ha conseguido reinventar alimentos procedentes de la despensa del mar.