5 tips para cuidar tu salud bucodental a través de la alimentación

5 tips para cuidar tu salud bucodental a través de la alimentación

¿Quieres ahorrarte visitas extras al dentista? Hoy te contamos cómo puede influir tu alimentación en la salud de tu boca.

Redacción14/11/2021

Que la alimentación (la buena y la mala) influye directamente en nuestra salud y en nuestra vida es algo irrefutable. Todos y cada uno de los aspectos físicos que confirman nuestro organismo están directamente ligados a lo que comemos. Y la salud bucodental no es una excepción.

No vamos a descubrir nada aconsejando una casi obsesiva limpieza dental pero que nadie se equivoque, lo que comemos también influye, y mucho, en el estado de nuestra boca. Por ello hoy, de la mano del doctor Kasem, jefe de ortodoncistas de Impress, queremos daros estos 5 consejos para tener una sonrisa profident.

La hidratación

El agua, como seguro que sabes, es un líquido con pH neutro, perfecto para cuidar y mantener el pH correcto de nuestra boca. Pero no solo el agua es buena para nuestra boca, el té además de aportarnos este pH del que hablamos ayuda a reforzar el esmalte de los dientes debido a su aporte de flúor (siempre en su justa medida, un uso abusivo del té producirá el efecto contrario y manchará tus dientes).

Mantén lejos el alcohol, bebidas con azúcar y tabaco

Cuanto menos mejor. El tabaco, además de destrozar nuestro organismo, tiñe los dientes de un color amarillento y junto con el alcohol alteran la microflora oral, lo que supone una proliferación de las bacterias que provocan las caries o la gingivitis. Las bebidas con azúcar, por su parte, hacen que la placa bacteriana utilice ese azúcar para producir ácidos que atacan al esmalte.

Visitar al dentista y una buena alimentación, claves para tener una buena salud bucodentalVisitar al dentista y una buena alimentación, claves para tener una buena salud bucodental

Los alimentos de colores, colorean

Quizás no lo sabías pero es cierto. Mientras, alimentos como el arroz blanco o carnes y pescados blancos, al no tener pigmentos, no colorearán la dentadura.

El Calcio, un gran aliado

El Calcio es imprescindible en nuestra dieta ya que es fundamental para nuestros huesos. Y recuerda que los dientes son huesos, ni más ni menos. Alimentos como el queso, que refuerza el esmalte de los dientes o el yogur, que también aporta fosfatos y caseína, son importantes en nuestra alimentación.

Fibra y más fibra.

Por último, pero no menos importante, los alimentos que contienen fibra hacen que produzcamos más saliva, lo que ayuda a la eliminación de la placa bacteriana.

Así que ya sabes, realiza tus visitas regulares al dentista para comprobar que todo va bien y en tu día a día sigue nuestros consejos para tener una boca sana.