Receta de potaje de garbanzos con espinacas

Receta de potaje de garbanzos con espinacas
Una receta deliciosa que nunca pasa de moda y que en esta época de frío… ¡sienta fenomenal!
Tiempo total 2 h 10 min
Plato Primeros
Cocina Española, tradicional
Raciones 4 personas

Ingredientes
  

  • 200 gramos de garbanzos secos
  • 2 cebolletas
  • 3 dientes de ajo
  • 5 gramos de pimentón dulce
  • 1 laurel
  • 3 tomates en conserva natural
  • 10 ml de vinagre de Jerez
  • Caldo de verduras, de pollo o agua
  • 1 patata
  • 2 huevos
  • 1 manojo de espinacas
  • Pimienta negra
  • Sal
  • Aceite de oliva virgen extra

Elaboración paso a paso
 

  • En primer lugar, dejamos los garbanzos en remojo la noche anterior durante unas 12 horas. 
  • Después, se pica la cebolleta y los ajos. Ponemos a pochar la primera con un poco de sal en una cazuela con algo de aceite de oliva. Después, añadimos el ajo, removemos y sofreímos.
  • Vamos incorporando el pimentón dulce, el tomate, el laurel y un poco de sal y removemos.
  • Seguidamente, echamos los garbanzos escurridos, un poco de vinagre y removemos durante dos minutos.
  • Luego, cubrimos con agua, llevamos a ebullición, tapamos, bajamos el fuego y dejamos cocerlo durante 90 minutos.
  • Posteriormente, echamos las patatas lavadas y peladas y salpimentamos ligeramente. Dependiendo del tipo de garbanzo tardarán 30 minutos más. Mientras cocemos los huevos y luego los pelamos.
  • Para finalizar, incorporamos las espinacas al gusto procurando que no se pasen mucho. Ahora solo falta incorporar el huevo al plato. ¡Ya está hecho¡

Notas

Este plato tradicional tuvo su origen en el siglo XV, cuando los reyes católicos adaptaron un plato judío llamado adafina y desde ese momento, la cocina tradicional española ha ido preaprándolo de generación en generación.
Un potaje nutritivo, sencillo de preparar y lleno de vitaminas. Un auténtico «chute» de salud y energía para el cuerpo.
Keyword Grandes recetas, potajedegarbanzos
Maldonado 14, atemporalidad y tradición en el corazón del barrio de Salamanca

Maldonado 14, atemporalidad y tradición en el corazón del barrio de Salamanca

Maravillosas recetas de corte mediterráneo que enamoran desde el primer bocado

Ana S. Diéguez02/07/2021

Un coqueto restaurante en una de las zonas más exclusivas de Madrid que nos seduce con una propuesta gastronómica con el genuino sabor del Mediterráneo en plena capital. Tras más de una década, los fundadores de Maldonado 14, Julián Barbolla y Francisco Vicente, nos siguen seduciendo con deliciosas recetas que se caracterizan por su excelencia. Una propuesta gastronómica de corte tradicional, sin sobresaltos, pero rebosante de sabor y de saber hacer.

Recetas atemporales y clásicas con sello propio, que nos seducen de inmediato, adentrándonos en la espectacular carta de Maldonado 14. Sencillez y calidad. Especialización y regularidad. La oferta gastronómica con la que Julián y Francisco nos reciben, constituye un buen ejemplo de excelencia culinaria, a la que difícilmente se le pueden poner pegas.

Oriundos de Cascajares, un pequeño pueblo de Segovia, este incombustible tándem gastronómico coincidió en el mítico restaurante Las Cuatro Estaciones dónde lograron la merecidísima estrella Michelin. El comienzo de una larga trayectoria repleta de éxitos.

En 2010, tras el cierre del emblemático restaurante de la capital, Julián y Francisco decidieron que había llegado el momento de montar su propio negocio y así tomó forma Maldonado 14. Un sencillo restaurante que rebosa elegancia y excelencia por sus cuatro costados.

En su carta, recetas de toda la vida con el sello de la casa. Pequeños grandes matices que marcan la diferencia, haciendo que durante su década de vida hayan cosechado multitud de adeptos incondicionales, lo cual no es de extrañar. Alta cocina a buen precio. Una fórmula que funciona y nos convence de inmediato.

En esta ocasión, el propio Julián nos recomendó empezar con una formidable sardina marinada que sirven sobre una rica tosta y que dio paso a un sofisticado salmorejo con bogavante. Una receta que va un paso más allá de los convencionalismos y nos enamora desde la primera cucharada.

Seguimos saboreando unos fantásticos guisantes salteados con jamón y huevo escalfado. Una deliciosa receta que desembocó en sus famosos callos. Unos de los mejores de Madrid. Tras los callos, probamos la emblemática merluza Maldonado. Servida sobre un suave lecho de tomate triturado y una delicada crema de espinacas, nos resultó realmente magnífica, al igual que el sabroso steak tartar que preparan al punto de picante que queramos. Terminamos con una insuperable tarta de manzana que nos dejó un delicioso sabor de boca y con pocas ganas de abandonar el acogedor local.

Maldonado 14, un íntimo restaurante dónde disfrutar del mejor sabor de la tradición. Excelencia gastronómica en estado puro que seduce, convence y engancha.

Maldonado 14

Calle Maldonado, 14. Madrid

Teléfono: 91.435.50.45

Precio medio: 45 €

Manolo 1934, un referente gastronómico de la cocina tradicional en Madrid

Manolo 1934, un referente gastronómico de la cocina tradicional en Madrid

Sus novedosos "manolinis" reinventan los clásicos callos a la madrileña en una original versión que hace un guiño a la cocina italiana

Ana S. Diéguez04/06/2021

El restaurante Manolo 1934 es un acogedor restaurante familiar ubicado en la madrileña zona de Moncloa, más concretamente en el número ochenta y tres de la calle Princesa. Uno de esos lugares a los que siempre se vuelve, sabiendo que nunca defrauda. En la actualidad, Manuel Rodríguez, ha querido modernizar la propuesta gastronómica que inició su bisabuelo allá por el año 1934, para otorgarle un toque innovador manteniendo siempre el sello característico de la casa.

Fieles a sus principios, en Manolo 1934, la calidad constituye una de sus señas de identidad. Manuel ha seguido los pasos de su bisabuelo en el panorama gastronómico y puede afirmar con orgullo que representa la cuarta generación de hosteleros de su familia. Un terreno complicado. Un sector que ha sufrido enormemente las consecuencias del COVID y que, a pesar de ello, sigue luchando por mejorar y satisfacer a los clientes por encima de todo.

Los sorprendentes "manolinis". Unos sabrosos raviolis rellenos de callos a la madrileñaLos sorprendentes "manolinis". Unos sabrosos raviolis rellenos de callos a la madrileña

En Manolo 1934, encontramos platos de las diversas regiones del territorio nacional. Recetas de la cocina andaluza, catalana y extremeña entre otras, que ahora se renuevan en divertidas propuestas como sus sorprendentes «manolinis». Unos sabrosos raviolis rellenos de callos a la madrileña, enjugados en su propia salsa para reforzar su sabor. Tradición y vanguardia en un mismo bocado que nos conquista nada más probarlo.

 Manuel ha seguido los pasos de su bisabuelo en el panorama gastronómico y puede afirmar con orgullo que representa la cuarta generación de hosteleros de su familia Manuel ha seguido los pasos de su bisabuelo en el panorama gastronómico y puede afirmar con orgullo que representa la cuarta generación de hosteleros de su familia

La carta de Manolo 1934 está protagonizada por los productos frescos de temporada que elaboran con sumo cariño según las recetas de antaño. Guisos de las abuelas que nos embriagan con recuerdos y matices inolvidables, que se disfrutan siempre bajo la atenta mirada de un servicio sumamente atento y profesional. Una cocina de mercado que se basa en las materias primas de gran calidad elaboradas con sencillez y honestidad con la intención de hacer feliz al comensal.

Nada más llegar, Manolo 1934 nos recibe con una agradable terraza, su mítica barra y un salón dividido en dos estancias cuyas paredes albergan infinidad de momentos e interesantes historias.

Huevos tartufos en Manolo 1934Huevos tartufos en Manolo 1934

En esta ocasión, comenzamos compartiendo unas sabrosas croquetas de cocido. Suaves y cremosas, nos condujeron a unos espectaculares huevos tartufos. Un formidable bocado que nos cautiva nada más probarlo y que dio paso a sus originales «manolinis». Unos riquísimos y delicados raviolis rellenos de callos a la madrileña que encantan incluso al público más reacio a probar la casquería. Continuamos con un surtido de tres tapas: callos, calamares en su tinta y riñones al Jerez. Una forma divertida e informal de compartir el genuino sabor de la cocina tradicional española y que nos condujo a uno de los platos estrella de la casa, el pulpo a la gallega. Tierno y rebosante de sabor nos traslada a Galicia con cada bocado, desembocando en un abundante plato de rabo de toro, una receta castiza que cosecha infinidad de adeptos.

El Pulpo a la Gallega es uno de sus platos estrellaEl Pulpo a la Gallega es uno de sus platos estrella

Para terminar, probamos dos postres caseros. El tatín caliente de manzana reineta y su cremosa tarta de queso azul que constituye un rotundo estallido de sabor en boca.

Manolo 1934, un clásico de Madrid dónde saborear la mejor cocina tradicional. Un restaurante que ha sabido adaptarse a los nuevos tiempos con propuestas culinarias que fusionan acertadamente tradición y vanguardia. En definitiva, uno de esos locales que nunca defraudan y que logran con creces su objetivo, que salgamos satisfechos pensando en volver MUY PRONTO.

Manolo 1934

Calle Princesa 83, Madrid

Teléfono: 91.544.12.22

Precio Medio: 30€ en sala 15€ en barra

Receta tradicional de Pavitas de San Marcos

Receta tradicional de Pavitas de San Marcos

¿Quieres saber cómo hacer las tradicionales Pavitas de San Marcos de Iznájar? Un postre sencillo y totalmente delicioso

Redacción25/04/2021

Receta tradicional de Pavitas de San Marcos

Receta tradicional de Pavitas de San Marcos
¿Quieres saber cómo hacer las tradicionales Pavitas de San Marcos de Iznájar? Un postre sencillo y totalmente delicioso
Plato Postre
Cocina Española

Ingredientes
  

  • 1 kg harina
  • 6 huevos
  • 500 ml agua templada (puede que se necesite más en función de la harina que se use)
  • Sal
  • Aceite
  • 1 Clavo en especie por Pavita
  • 2 Granos de pimienta 2 por Pavita
  • Lazo de color

Elaboración paso a paso
 

  • Poner a Cocer los huevos y reservar.
  • Preparar la masa. Para ello disolver una pizca de sal en agua templada y volcar el resultado en un bol junto con la harina. Añadir una cuchara de aceite de oliva Virgen Extra.
  • Amasar hasta lograr una masa homogénea y suave que no se pegue en las manos. Para ello, lo mejor es untarse las manos con aceite porque, de esta forma, se pega menos a los dedos y permite trabajarla mejor.
  • Dar forma de bola a la masa y cortarla en dos pedazos más o menos iguales.
  • Uno de estos trozos de masa será la base de la Pavita de San Marcos. Para ello, hay que darle una forma redondeada y aplastada.
  • A continuación, se pondrá el huevo encima de esta masa. La parte más fina del huevo será la cola, por lo que siempre tendrá que ir en la parte de atrás de la Pavita de San Marcos.
  • Recuperar el otro pedazo de masa y darle la misma forma redondeada y aplastada. Esta masa se pone por encima del huevo y de la base tapando todo, salvo la parte más fina del huevo que queda al aire formando la cola de nuestra pavita.
  • Llega el momento de hacerle la cabeza y las plumas. Estas últimas se hacen dándole pequeños tijeretazos a la masa.
  • Poner dos granos de pimienta a modo de ojos y el clavo en especie formando la cresta.
  • Hornear la Pavita de San Marcos durante cuarenta y cinco minutos con el horno a 180ºC.

Notas

En el Municipio de Iznájar, en Córdoba, la festividad de San Marcos es un día marcado en rojo en el calendario anual, un día de celebración, convivencia, familia y … gastronomía. Hoy os enseñamos, de mano de la cocinera iznajeña María Ramos la forma más fácil de preparar este delicioso postre tradicional paso a paso.
Keyword Cocina tradicional, Pavitas de San Marcos