La Posada del Nuncio: tradición y exotismo en el castizo Madrid de los Austrias

La Posada del Nuncio: tradición y exotismo en el castizo Madrid de los Austrias

Javier Sánchez, su chef y propietario, nos sorprende en plena crisis, con una carta renovada que destaca por su versatilidad y busca sacarnos una sonrisa en estos complicados momentos

Ana S. Diéguez02/04/2021

Un enclave caracterizado por su bagaje histórico. Un precioso local en el corazón de Madrid, a escasos pasos de la Plaza Mayor, en el castizo barrio de La Latina. Un restaurante de corte tradicional que ha sabido adaptarse a las nuevas tendencias y superar la crítica situación que atraviesa el sector.

Al mando, el imparable Javier Sánchez. Un apasionado de la gastronomía y del buen producto, que disfruta creando, mejorando y sorprendiendo al comensal. Su objetivo primordial, el disfrute del cliente. Sacar una sonrisa a pesar de los tiempos que corren.

Nueva Carta

Con muchas ganas y cargado de ilusión, Javier ha dado un giro a la carta de La Posada del Nuncio, para incorporar sabores, aromas y matices con toques exóticos, transformando los platos tradicionales en innovadoras versiones que seducen, conquistan y convencen. En su incansable afán de superación, en esta ocasión, Sánchez ha querido fusionar el mejor producto nacional con influencias de las cocinas de Marruecos, India, Chile, Japón, Italia y Francia. Una propuesta original, auténtica y desenfadada con un toque canalla que invita a disfrutar.

Interior de La Posada del NuncioInterior de La Posada del Nuncio

El local nos acoge con una estética elegante conservando la esencia de las casas de comida de antaño. Predomina la madera, combinada con preciosos espejos barrocos, acompañados de bonitas plantas y mucha luz creando un espacio tremendamente acogedor. Un aire fresco y renovado, que matiza el tradicional clasicismo de sus orígenes, aportando un aire más informal y vanguardista. Un lugar ideal dónde disfrutar de la buena mesa y pasarlo bien.

Una oda al producto

Un clásico que no puedes dejar escapar: los espectaculares tomates de la Posada del NuncioUn clásico que no puedes dejar escapar: los espectaculares tomates de la Posada del Nuncio

En esta ocasión, el propio Javier nos sugirió empezar con sus famosos tomates, que en carta se presentan como tomate “que sabe a tomate”, y que ellos mismos maduran hasta que alcanzan su punto óptimo. Grandes, jugosos y visualmente espectaculares, llegaron acompañados de unas deliciosas fresas a la brasa que aportan un acertado toque dulzón al plato que funciona a la perfección.

Los torreznos "y punto" de la Posada del NuncioLos torreznos "y punto" de la Posada del Nuncio

Los torreznos “y punto” que llegaron a continuación, constituyen un inolvidable y adictivo orgasmo gastronómico. Enormes y crujientes. Nada grasientos. Un producto de primera, elaborado con gran maestría. Son sin duda alguna, unos de los mejores torreznos que hemos probado hasta ahora. Continuamos con un espectacular risotto de trufa con lascas de parmesano, que es una verdadera maravilla. Un plato que hará las delicias de los fervientes amantes de la trufa, ya que sabe a trufa de verdad.

Pata de pulpo a la parrilla Pata de pulpo a la parrilla

No pudimos resistirnos a probar la pata de pulpo a la parrilla, acompañada de unas fabulosas patatas a la brasa, que dio paso a los dados de bacalao rebozado con pimientos caramelizados. Una propuesta que ensalza la calidad de la materia prima de primera. Un bacalao sabroso, tierno y jugoso que es un espectáculo en toda regla.

El Bacalao de de la Posada del Nuncio.El Bacalao de de la Posada del Nuncio.

Terminamos con un fabuloso postre, la fantástica tarta árabe. No solo vistosa sino también deliciosa a la par que elegante.

Tarta árabeTarta árabe

La Posada del Nuncio, un bocado de felicidad en el corazón más castizo de Madrid, dónde el carismático Javier derrocha su interminable talento culinario para conquistar al comensal, mientras se esfuerza por sacarnos una sonrisa y hacernos DISFRUTAR.

La Posada del Nuncio

Dirección: Calle del Nuncio, 4, 28005 Madrid

Teléfono: 910 23 65 77

Precio Medio: entre 30€ y 35€