Los beneficios de las conservas de pescado para la salud

Los beneficios de las conservas de pescado para la salud

Las conservas de pescado nos ayudan a introducir el pescado en nuestra dieta. Hoy desvelaremos algunos de sus beneficios y te daremos un par de recetas para que las disfrutes

Con Mucha Gula19/09/2022

Las conservas de pescado son un excelente aliado para nuestras despensas. Son productos con una fecha de caducidad muy larga que nos sacan de un apuro en más de una ocasión. Su fácil capacidad de almacenaje y lo sencillas que son de mantener en buen estado las convierten en un producto con el que debemos contar sí o sí. Aunque no tengas pensado consumirlas a corto plazo no está de más tener unas cuantas en la recámara. Pero más que un producto del que echar mano cuando tenemos la nevera vacía, es un alimento que podría convertirse perfectamente en un habitual en nuestra dieta. A parte de ser deliciosas y versátiles, tienen grandes beneficios para nuestra salud.

Al contrario de lo que podríamos pensar, el proceso de fabricación al que se someten las conservas hace que mantengan al completo todas sus propiedades, que se potencian aun más si se combinan con ingredientes saludables como el aceite de oliva.

En una dieta rica y equilibrada es obligatorio incluir pescado, y las conservas son el elemento perfecto con el que lograr el equilibrio. Y lo mejor de todo: no requieren de preparación y suelen ser productos bastante baratos -claro está dependiendo del pescado-. Al final de este artículo encontrarás dos recetas a base de conservas de pescado que puedes tomar como referencia. Ambas son muy sencillas de preparar y están riquísimas.

Beneficios de las conservas de pescado

Como ya mencionamos, las conservas no solamente son útiles por sus características de consumo, también son nutricionalmente ricas y recomendables. Obviamente, los beneficios dependerán de cada clase de pescado. En el caso de las conservas de pescado azul como la sardina, encontraremos niveles más altos de omega 3 que en otros tipos, mientras que los moluscos como los mejillones son especialmente ricos en calcio y fósforo. Algunos de sus beneficios generales más destacables, aplicables a la mayoría, son:

  • Alto contenido en Omega 3: Favorecen por lo tanto el aumento del colesterol bueno y nos previenen de enfermedades cardiovasculares.
  • Alimentos ricos en potasio y en fósforo. Ayudan al correcto funcionamiento y desarrollo del sistema nervioso y el cerebro.
  • Gran cantidad de vitaminas del grupo A, B y D que refuerzan nuestro sistema inmunitario.
  • Excelentes fuentes de hierro, que nos ayuda a disminuir el cansancio

Además, si estas se envasan con aceite de oliva, además de tener un sabor más mediterráneo, se consiguen unas mejores propiedades nutricionales.

Las conservas de pescado tienen muchísimos beneficios para la saludLas conservas de pescado tienen muchísimos beneficios para la salud

Los tipos más comunes de conservas de pescado

  • Sardinas: Las sardinas son uno de los pescados en conserva más populares (y también uno de los más baratos). Las puedes encontrar de innumerables formas: en aceite de oliva, picantes, con tomate…
  • Bacalao: Podemos encontrar conservas de bacalao elaboradísimas al estilo portugués, acompañadas de patata, cebolla y con una aceituna negra. No necesitas nada más, con una sola lata ya puedes cenar.
  • Caballas: Estos pequeñitos pescados son ideales para las conservas, pues tal y como sucede con las sardinas, las anchoas o los boquerones, es muy sencillo guardar la pieza entera. Son deliciosas, sanas y económicas, tres razones de peso por las que deberías de empezar a comprarlas
  • Berberechos: A cambio de muy poquitas calorías tenemos un alimento muy delicioso. Excelente para cenas ligeras y de picoteo.
  • Mejillones: Más allá de estar buenísimos son también muy buenos para el medioambiente, pues son muy fáciles de cultivar y su recolección es sostenible.
  • Pulpo: El pulpo a la gallega no es exclusivo de los restaurantes, también lo puedes encontrar fácilmente en conservas. Una alternativa perfecta, especialmente si no le tienes cogido el punto de cocción al pulpo o por si quieres disfrutar de un platazo sin poner nada de esfuerzo.
  • Ventresca de bonito: Es la parte del bonito que va desde la sotabarba hasta su vientre. Su textura es algo más gelatinosa que la del resto de partes de este pescado, pero a cambio ofrece un potentísimo y característico sabor ante el cual muy pocos se pueden resistir.
  • Anchoas y boquerones: Las ponemos en pack porque ambas se suelen consumir de la misma forma: con patatas fritas o en bocata. En ambas situaciones complementan perfectamente a la base.
  • Atún: Esta es quizá una de las conservas más versátiles. Con ella podemos preparar ensaladas, bocadillos, empanadas… En cualquier comida queda perfecto.

Si quieres disfrutar de la mejor calidad prueba los productos de la Real Conservera Española, pues tienen una amplia variedad de conservas de pescado gallegas y gourmet. Todas ellas hechas con pescado de campaña capturado en las Rías Gallegas. No hay nada como el producto nacional.

Las conservas de pescado de la Real Conservera Española están hechas con pescado gallego capturado en campañaLas conservas de pescado de la Real Conservera Española están hechas con pescado gallego capturado en campaña

¿Cómo podemos consumir las conservas?

A continuación os vamos a dar unos cuantos ejemplos de consumo que puedes llevar a cabo con las conservas de Pescado de la Real Conservera. Por supuesto, lo típico es incluir estos pescados en ensaladas, pero como entendemos que ya estás cansado de la típica lechuga con tomate y atún, te traemos dos recetas un poco más rebuscadas: unas empanadillas que no están fritas y un bocadillo con ingredientes que se salen un poco de lo común.

Empanadillas con atún en conserva

Deliciosas y saludables ya que no tienen nada de grasa. En vez de freírlas las metemos al horno pintadas con un poco de huevo para que queden crujientes. Esta será a partir de ahora una de tus recetas favoritas. Nosotros sugerimos acompañar al atún con huevo duro y tomate frito, pero puedes alterar el relleno como quieras. Tu propia imaginación será el límite.

Deliciosas, sencillas y sin nada de grasa.
Tiempo de preparación 22 min
Plato Entrantes
Cocina Española
Raciones 8 empanadillas

Ingredientes
  

  • 200 gr atún en conserva
  • 1 huevo para pintar
  • 2 huevos duros
  • obleas para empanadillas
  • tomate frito

Elaboración paso a paso
 

  • Precalentamos el horno a 200ºC
  • En un bol desmigamos el atún, agregamos los huevos duros picados en trocitos y el tomate frito.
  • Mezclamos todo bien y ya tenemos la mezcla de las empanadillas
  • Ponemos un poco de mezcla en cada una de las obleas y las cerramos con ayuda de un tenedor
  • Batimos un huevo y lo usamos para pintar las obleas
  • Las metemos en el horno durante unos 10 o 12 minutos, hasta que queden doraditas

Notas

  • Puedes incluir algún otro ingrediente. Los pimientos asados le van genial a esta receta
  • Con estas cantidades te saldrán unas 8 empanadillas
Keyword empanadillas de atún

Bocadillo de caballa en conserva

Un buen pan, caballa y unas cuantas verduras y tendrás el mejor bocadillo del mundo. Este pescado es tan delicioso que puede seguir brillando aun con otros tantos acompañantes. Si un día estás especialmente pillado de tiempo prueba a preparar esta receta, porque en menos de 5 minutos tendrás un platazo.

Pan y caballa, solo dos elementos que te harán feliz. El resto solo potencia más si cabe el sabor de este delicioso pescado
Tiempo de preparación 4 min
Plato Bocadillo
Cocina Internacional
Raciones 1

Ingredientes
  

  • 1/4 cebolla morada
  • 2 o 3 pepinillos
  • 1/2 barra de pan mejor si es integral
  • 4 filetes de caballa en conserva
  • espinacas
  • aceite de oliva

Elaboración paso a paso
 

  • Tostamos el pan en una sartén ligeramente
  • Picamos en juliana la cebolla morada
  • Cortamos los pepinillos en tiras
  • Ponemos un chorrazo de aceite de oliva en el pan y montamos en este orden: espinacas, pepinillos, caballa y cebolla
Keyword bocadillo de caballa
La fabada asturiana en lata: una alternativa de calidad

La fabada asturiana en lata: una alternativa de calidad

La fabada asturiana es un plato exquisito, pero cuya elaboración requiere mucho tiempo. Por ello, solemos recurrir a botes de conserva; pero, ¿son buenos?

Redacción24/01/2022

La fabada asturiana es un plato tradicional, que alegra el paladar y llena el estómago. La receta no es complicada y como ingredientes solo necesitamos las fabes (alubias) y el embutido que prefiramos (morcilla, chorizo, panceta). Sin embargo, si queremos seguir la receta clásica debemos tener mucha paciencia. En primer lugar, es preciso dejar reposando las fabes durante la noche y, al día siguiente, rondar el fuego durante las 3 horas que dura la cocción. Además, en ese tiempo hay que «asustar» varias veces la cocción con chorros de agua fría y cocinar el embutido en otra cazuela.

Por ello, quienes van con prisas o no tienen la posibilidad de organizar la comida a conciencia recurren a la fabada asturiana en lata que se ofrece en el supermercado. Ahora bien, ¿es este un producto de calidad? La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) ha realizado un estudio comparativo entre 22 productos diferentes para saber si estas fabadas son de calidad analizando una serie de parámetros.

Cazuela en la que las fabes se están haciendo a la par que el embutido. Cazuela en la que las fabes se están haciendo a la par que el embutido.

¿Fabada en lata?

En todos los supermercados que visitamos habitualmente se oferta fabada asturiana ya preparada, aunque puede variar la presentación. La mayoría de productos analizados se presentan en una lata sencilla. Aunque, para darle un toque más gourmet, hay superficies que presentan las latas dentro de un estuche de cartón. También encontramos fabes en tarros de cristal o en barquetas listas para calentar en el microondas.

La principal diferencia entre estos envasados es el precio. Aquellos diferentes a la lata se pagan mucho más caros. Por ejemplo, de acuerdo con el estudio de OCU, la lata de fabada Auchan (a la venta en Alcampo) cuesta 0,98€; mientras que la lata en caja de cartón Auchan Gourmet alcanza los 3’99€. Ni el análisis de laboratorio, ni la degustación profesional demostraron que mereciese la pena pagar la diferencia, ¡todo lo contrario!

Origen de los ingredientes

Uno de los elementos a tener en cuenta es que, al tratarse de un producto ya preparado, el productor no está obligado a mostrar la procedencia de los ingredientes. Sin embargo, en 6 de los productos analizados sí viene especificada la procedencia de las alubias o de los embutidos. Mientras que 6 compañías más respondieron en la investigación que sus alubias procedían de Sudamérica.

Es importante comprobar si se detallan los ingredientes en el enlatado. Es importante comprobar si se detallan los ingredientes en el enlatado.

También hay que fijarse en el porcentaje de ingredientes empleados, algo que la ley tampoco exige mostrar. Una fabada ideal debería estar compuesta de un 65% de alubias, un 25% de salsa y el 10% restante de embutidos o productos cárnicos.

Valor nutricional

De acuerdo con la valoración Nutriscore, 7 de las 22 fabadas analizadas posee la mejor calificación con la letra A; otras 11 están marcadas con la letra B y las 4 restantes con la C. Es decir, ninguno de estos productos obtiene valoraciones negativas (letras D y E). Pero, no todo es esta clasificación, otra información a la que debemos prestar atención es:

  • El contenido en grasa. De media, la fabada tiene un contenido de grasa del 9%, es decir, no es muy grasa. Las grasas saturadas, cuyo consumo es preciso limitar, son entorno al 3% del producto, lo cual es muy favorable.
  • La cantidad de sal. Solo en uno de los productos la cantidad de sal es excesiva.
  • Las proteínas. La combinación entre las legumbres y productos cárnicos otorga un alto y completo aporte protéico.
  • El aporte energético. Por un plato de fabada (330 g es la porción media sugerida) el aporte es de unas 500 kcal.
  • Presencia de aditivos. Esto no se valora en el etiquetado Nutriscore, pero OCU penaliza en su análisis la presencia de nitratos y nitritos que condicionan el sabor y el color del producto. Aunque estos solo están presentes en 13 de las 22 marcas estudiadas.
La fabada es un plato de muy buena calidad nutricional. La fabada es un plato de muy buena calidad nutricional.

En conclusión, la fabada asturiana en lata es un recurso saludable si prestamos atención al etiquetado. Además, su correcto sellado otorga una buena conservación y la ausencia de problemas de higiene en un producto que ciertamente está muy rico. Por lo tanto, debemos prestar atención y probar hasta encontrar la mejor de las fabadas.

Despensa con conservas vegetales

Despensa con conservas vegetales

Hoy vamos a repasar "los básicos" de las conservas vegetales, siempre muy prácticas a la hora de improvisar una comida o de disfrutar de un producto que está fuera de temporada como pueden ser los espárragos.

Eva Celada17/01/2021

Hablamos con frecuencia de la despensa, que productos son básicos para la cocina del día a día en nuestros hogares.

Las conservas deben ser de calidad, es preferible tener pocas y buenas, que muchas y malas. Pongamos por ejemplo los espárragos de Navarra, son los mejores, de buen calibre, suavemente cocidos para que estén turgentes y con sabor. Estos espárragos serían uno de los básicos, que podemos hacer con una vinagreta de hortalizas, envueltos en salmón ahumado o con una reducción de vinagre de Módena.

Los  puerros en conserva nos pueden dar muchas alegrías, con huevo duro, patatas y una ajada están buenísimos. Templados con unos mejillones en escabeche configuran un primer plato excelente.

Las conservas vegetales son muy versátiles a la hora de preparar exquisitos platosLas conservas vegetales son muy versátiles a la hora de preparar exquisitos platos

Otra conserva vegetal muy interesante y versátil es los corazones de alcachofa, preferentemente sin acidulantes, para que mantengan el sabor a alcachofa y no a vinagre. Las podemos hacer con guisantes y almejas, rebozadas o en guiso de carne y patatas. De lujo quedan con foie.

Muy prácticas las habitas baby, que se conservan en aceite de oliva, y solo se dan en primavera y podemos hacerlas rehogadas con jamón, incorporadas a cualquier guiso de carne, o con bacalao, son deliciosas.

Ninguna despensa debe prescindir de las conservas de tomate, tomate frito en aceite de oliva o tomate natural para que podamos freírlo. Un tomate frito de calidad lleva al lujo cualquier plato de pasta, arroz, pescado o carne.

Hongos y setas en conservas nos permiten complementar multitud de platos. Es increíble cómo cambian los platos de caza, el arroz o la pasta y las setas.

Elaboración artesanal de conservas vegetales en La Catedral de NavarraElaboración artesanal de conservas vegetales en La Catedral de Navarra

Otra conserva excelente es la de pimientos del piquillo, rojos, pequeños y dulces, mejor si están asados en seco y a la brasa. Con pimientos del piquillo podemos hacer muchísimos platos, rellenos de pescado o carne y con una suave bechamel, en ensalada con ventresca (otro día hablaremos de las conservas de pescado)

Es muy conveniente tener en casa legumbres cocidas que nos ayudarán a improvisar cualquier plato o elaborar un cocido rápido. Algunas veces nos gustará tener la propia legumbre cocinada, como por ejemplo la fabada. Nos gusta la que elabora Casa Gerardo (restaurante asturiano que elabora una de las mejores fabadas de España), de La Catedral, esta empresa elabora las Pochas a la Navarra o verdinas en suquet de sepia.

A veces nos apetece una crema de verduras, tener un par de ellas de máxima calidad, incluso en raciones unitarias, es muy buena idea para tomar en una cena. Las de calabaza y zanahoria o las de puerro y patata, son exquisitas.

Conservas de La Catedral de NavarraConservas de La Catedral de Navarra

Algunas marcas tienen en conserva la menestra de verduras. Una conserva que recomendamos porque nos ayuda a improvisar un primer plato de categoría si las escurrimos y las rehogamos con unos taquitos de jamón, nos proporcionan una guarnición a un redondo de ternera o pescado al horno.

Hay más vegetales en conserva, pero si tenemos los mencionados ya estará bien. Debemos darles un lugar prioritario en la despensa, ponerlos en orden de fecha de caducidad, los más antiguos los primeros. También podemos hacer algunos en casa e irlos utilizando según nos interese. Hay muchas marcas, elegir siempre una de calidad. A nosotros nos gusta La Catedral de Navarra, pero que cada uno elija lo que considere.