Vinos de Alicante

Todo sobre los Vinos de Alicante: guía básica para entenderlos… y disfrutarlos

Los Vinos de Alicante son un tesoro por descubrir. Te contamos su historia, sus principales variedades de uva y sus bodegas representativas.

25 de junio de 2024

Alicante es una región conocida no solo por sus hermosas playas y su fantástico clima, sino también por su rica tradición vitivinícola. La Denominación de Origen (DO) Alicante abarca una amplia gama de vinos que reflejan una enorme diversidad y el carácter especial de esta provincia. Hoy te queremos dar la información necesaria para que comprendas mejor los vinos de Alicante y puedas disfrutarlos como se merecen.  

Historia y territorio 

La DO Alicante, reconocida oficialmente en 1932, abarca un área que incluye tanto la costa como el interior más montañoso. Esta diversidad geográfica otorga a los vinos de Alicante una variedad de microclimas y suelos que favorecen el cultivo de diferentes tipos de uvas. Los suelos calcáreos y el clima mediterráneo, con veranos cálidos y secos e inviernos suaves, son perfectos para la vid. Las zonas más destacadas dentro de la DO son La Marina, reconocida por sus vinos blancos frescos, y Vinalopó, famosa por sus robustos tintos. 

Variedades de uva de los vinos de Alicante

Monastrell: el alma de Alicante

La monastrell es, sin duda, la variedad estrella de la región. Esta uva tinta autóctona representa más del 75 % de la producción de la DO. Los vinos de esta variedad destacan por su color profundo, su alta concentración de aromas a frutas maduras y su estructura tánica robusta. Son vinos que evolucionan maravillosamente con la crianza en barrica. También con la uva monastrell se elabora el fondillón, un interesante vino dulce envejecido en barricas de roble durante un mínimo de 10 años.   

Moscatel: dulzura mediterránea 

Otra variedad muy popular de Alicante es la moscatel, especialmente la moscatel de Alejandría. Esta uva blanca se utiliza tanto para la producción de vinos secos como dulces. Los vinos secos de moscatel son frescos, aromáticos y perfectos para maridar con mariscos y pescados.  

Otras variedades destacadas 

Además de las monastrell y moscatel, en la DO Alicante se cultivan otras variedades como la garnacha, la syrah y la merseguera. La garnacha aporta vinos tintos y rosados con una excelente acidez y frescura. La syrah, una variedad internacional, ha encontrado en Alicante un terreno fértil para producir vinos potentes y especiados. La merseguera, una uva blanca local, produce vinos ligeros y frescos, ideales para los calurosos días de verano. 

¿Conoces las variedades de uva de los vinos de Alicante?

Visitas a las bodegas 

Son muchas las bodegas ofrecen visitas guiadas que incluyen un recorrido por los viñedos, las instalaciones de producción y las bodegas donde se envejece el vino. Estas visitas suelen terminar con una cata de varios vinos. Algunas de las más conocidas son: 

Bodegas Enrique Mendoza 

Situadas en Alfaz del Pi, son una visita recomendable para los amantes del vino. Ofrecen visitas guiadas que incluyen un recorrido por los viñedos, una explicación del proceso de elaboración y una cata de sus vinos más representativos. 

Bodegas Bocopa 

Ubicada en Petrer, Bodegas Bocopa es una de las bodegas más grandes y reconocidas de la DO Alicante. Ofrecen visitas que incluyen una explicación detallada de la historia de la bodega, un recorrido por sus instalaciones y una degustación de sus vinos.  

Bodega Finca Collado 

Para una experiencia más boutique, la Bodega Finca Collado en Salinas ofrece visitas personalizadas con catas de vinos de producción limitada. Sus vinos, elaborados con mimo y dedicación, reflejan perfectamente el terroir de la región.  

Cómo llegar 

Existen varias opciones para llegar a Alicante. Así pues, esta tiene una buena conexión ferroviaria con otras ciudades españolas. Por ejemplo, los trenes de alta velocidad conectan Madrid con Alicante en aproximadamente 2 horas y media. También hay trenes de media distancia y regionales que conectan Alicante con otras ciudades.  

No obstante, hay que decir que, para llegar a muchas de las bodegas, será necesario un coche. Un buen plan de escapada puede ser un viaje en tren hasta la ciudad de Alicante, en la que podrás descubrir algunos de sus rincones más sorprendentes y disfrutar de su variada gastronomía, para luego alquilar un coche y seguir por la ruta del vino.  

En definitiva, los vinos de Alicante representan una fusión entre tradición y modernidad. Explorar esta región vinícola no solo es un gran plan para los amantes del vino, sino también una inmersión en la cultura y el paisaje de la hermosa Costa Blanca.  

Jesús Sánchez Celada

Jesús Sánchez Celada es Periodista gastronómico y director de la revista Con Mucha Gula. Su contribución al periodismo gastronómico va más allá de Con Mucha Gula, consolidándose como figura multifacética en el panorama... Ver más sobre el autor