Acelgas, rábanos y cebollas plantados de forma sencilla en una caja
Un huerto en casa para sembrar con los niños

Redacción

Fotografías:

Traducción:

Publicado el
01/08/2012



El Huerto en CasaEl Huerto en Casa

Desde la Asociación 5 al Día nos llega esta sugerencia que nos parece estupenda para acercar a los más pequeños a los alimentos frescos, a la vez que mejoramos nuestra despensa. Para comenzar hay que preparar los recipientes, seleccionar las semillas, remover la tierra, manipular los útiles, efectuar el riego, etc. siendo todas ellas tareas que los niños disfrutan con regocijo.  Conviene explicarles, antes de comenzar a sembrar, que van a poder hacer todas estas acciones y cuáles son los pasos a seguir, algo que ayuda a mantener su atención y predisposición hacia la actividad.

Lo siguiente es elegir el tipo de cultivo. Proponemos como primer acercamiento tres cultivos sencillos y adaptados al cultivo en recipientes: acelga, rábano y cebolla. El cultivo de la acelga no presenta problemas de plagas y enfermedades. El único requisito es que es necesario dejar bastante distancia entre plantas y requiere 25 l de sustrato. El rábano es uno de los cultivos más fáciles y de los que se obtienen más rápidamente cosecha (a las cuatro semanas). Por su parte las cebollas, al tener unas raíces muy cortas, se adaptan muy bien al cultivo de recipientes, porque no necesitan un gran volumen de sustrato (3 l) y la distancia entre plantas es poca (15-20 cm). Además, posee propiedades insecticidas y es un buen repelente de plagas.



Una vez conseguidas las semillas que vamos a plantar (es importante verificar que están certificadas), necesitamos proveernos de los siguientes materiales: una caja de fruta (de cualquier material), un plástico para forrar el interior (como el que se usa en las obras para proteger el suelo) o tela impermeable, una grapadora, una pala pequeña, un rastrillo, una regadera y sustrato en cantidad suficiente.

Para empezar a montar el huerto, lo primero es colocarse unos guantes adecuados para el trabajo, y determinar el lugar donde se situará el huerto. Es aconsejable que sea un lugar donde reciba mucha luz solar durante algunas horas. El siguiente paso es limpiar bien la caja, por dentro y por fuera.

Tras hacer esto, se debe forrar el interior con el plástico. Utilizaremos grapas para fijarlo bien al fondo de la caja.

Se recomienda hacer algunos agujeros en la parte de abajo de la caja para asegurarse que el agua que sobra del riego no se acumule en las raíces y pueda pudrir la planta. Después, rellenamos todo el espacio con una capa gruesa de tierra.

A continuación, con el rastrillo hacemos unos pequeños surcos en la tierra para introducir las semillas elegidas. Los paquetes suelen indicar la cantidad de granos a poner e incluso, indican cuál es la mejor época para cultivarlas. Luego, tapamos ligeramente las semillas y regamos con generosidad. Es importante señalar que el huerto en maceta o en caja, como en cualquier otro recipiente, requiere un mayor riego y abono que si estuviera en tierra abierta. Ahora sólo queda controlar la presencia de plagas, regular el riego y esperar a que empiecen a brotar las hortalizas.



El riego y el mantenimiento de la siembra es una tarea ideal para que los más pequeños adquieran responsabilidades y sean conscientes del valor de sus actos. Y posteriormente, el momento de la cosecha es un momento muy especial para todos, por lo que significa. Por un lado, está la satisfacción de recoger los frutos del esfuerzo, y por otro la expectativa ante el alimento “¿estarán buenas mis acelgas?, con lo que estaremos incentivando a los niños a consumir hortalizas y frutas frescas –recuerda que la recomendación es de 5 raciones de 150 gr. al día– y a valorar su propio trabajo.

Esta actividad del huerto en casa no termina con la cosecha. El disfrute puede extenderse más allá de las propias tareas de mantenimiento: manualidades con decoración de cajas y etiquetados, actividades de observación y/o experimentación, talleres de cocina a partir de los frutos recolectados, etc. Todo es cuestión de imaginación…

NOTICIAS RELACIONADAS
DÉJANOS TU COMENTARIO
 
Marca la casilla bajo estas líneas antes de enviar tu comentario.
Utilizamos este sistema para evitar comentarios automáticos de publicidad.