Weiss Damm

Weiss Damm, la cerveza “blanca” presentada en Alimentaria 2010

Con Mucha Gula24/03/2010
Weiss DammWeiss Damm

Weiss Damm es la nueva cerveza de trigo de Damm y se elabora según la receta alemana original de los maestros cerveceros de Baviera del siglo XVI. Esta cerveza se caracteriza por la inclusión de trigo en su elaboración, lo que le confiere un cuerpo intenso y un sabor lleno de matices afrutados y fondos especiados, además de un aspecto turbio y blanquecino.

Formato

Siguiendo las preferencias de los consumidores (fuente: Estudio Millward Brown 2009), Weiss Damm se presenta en el mercado en formato botella de 33 cls, distanciándose del formato habitual de las cervezas de trigo de importación que se venden en España (50cls). Según un estudio realizado a consumidores de cerveza de trigo, un 44% preferirían consumir la cerveza en botellas de 33 cls, mientras que sólo un 19% se decanta por los 50 cls.

Weiss Damm estará disponible en el canal de hostelería y de alimentación a partir del mes de abril.

El origen del estilo Weissbier (cerveza blanca)

Este estilo de cerveza elaborada base de trigo nació de la mano de los maestros cerveceros de Baviera en el siglo XVI. En este tipo de cerveza la levadura no se filtra (heffe-weissbier), confiriendo una apariencia turbia y de color amarillo pálido que dió lugar a que fuera bautizada popularmente con el nombre de Weissbier, cerveza blanca.

Weiss Damm recupera la receta original de las cervezas de trigo alemanas para elaborar una auténtica Weissbier, con todas sus características únicas y excepcionales.

Nota de cata

Weiss Damm es una cerveza turbia de color amarillo pálido, de espuma cremosa, densa y muy persistente, con 5,0% Vol. De cuerpo intenso, con un sabor lleno de matices afrutados, como de plátano, melocotón de viña maduro y piel de naranja. En su fondo especiado resalta el clavo. Al saborearla se muestra carbónica, delicada y sutil. El sabor del trigo malteado se combina en el paladar con una leve acidez muy refrescante. Weiss Damm es una cerveza que invita a disfrutar de sus intensos aromas y a degustarla lentamente para apreciar toda su complejidad.

Se recomienda servirla a 7 grados en vaso largo para mantener durante más tiempo las perlas de ácido carbónico que se escapan y acentuar la sensación de frescor y su sabor chispeante.